¿Compras en exceso? Aquí te damos algunos tips para combatir esta adicción.

Comprar de forma descontrolada resulta costoso, agota la cuenta bancaria y consume innumerables horas de tiempo. La solución está en tus manos.

¿Sientes que tienes problemas para resistir las compras impulsivas y necesitas buenas prácticas para controlarte?, te compartimos tips que te ayudarán a definir cuáles son compras necesarias y cuáles impulsivas que están afectando la economía personal.

Evitar tentaciones

  • Deja de seguir en redes sociales comercios que llenan tu perfil de promociones, anzuelos y “triquiñuelas” para atrapar compradores impulsivos.
  • Envía a spam los correos electrónicos que ofrecen descuentos.
  • Es hora de hacer clic en cancelar suscripciones.
  • Si no puedes evitarlos por completo, define límites y prioridades.

Tomar el control del dinero

Organizar un presupuesto es un poderoso ejercicio financiero, pero ¿cómo organizarlo cuando eres comprador impulsivo?:

  • Limita las tarjetas de crédito: establece topes mensuales para el gasto con tarjetas durante 12 meses. Si definitivamente no se logra debes salir de ellas.
  • Seguir el destino de cada peso gastado: porque es posible que ni siquiera sepas cuánto gastas. Una vez logras establecer qué ocurre con cada peso que entra y sale de tu vida, verás el panorama con más claridad.

Aprender a detectar detonantes de gasto

El entorno afecta el comportamiento a la hora de hacer compras. En este caso lleva un diario y documenta cuándo sientes deseos de comprar, por ejemplo:

  • ¿Se debe a que estás aburrido, triste o con ira?
  • ¿Sientes necesidad de comprar después de haber visto un programa de televisión en particular?
  • ¿Quieres ir de compras después de pasar el rato con cierto amig@ o familiar?

Aprender a reconocer qué factores desencadenan las compras impulsivas ayudan a establecer acciones.

También hacer una lista de lo que compraste en los últimos tres meses facilita entender que no se trata de dejar de comprar, sino más bien identificar qué de lo comprado fue por necesidad y qué fue por impulso.


¡En AV Villas Educación Financiera para Tod@s!